domingo, 26 de enero de 2014

El Consejo Económico y Social ha rechazado que las mutuas puedan dar el alta médica

El Consejo Económico y Social (CES) ha rechazado la posibilidad de que las mutuas puedan intervenir en la concesión del alta médica en los casos de enfermedad común, mediante el silencio administrativo, tal y como figura en el proyecto que le remitió el Gobierno. Este órgano consultivo propone que se mejore el modelo de gobierno y control de las Mutuas y la participación de los interlocutores sociales.

En el proyecto del Gobierno, las mutuas pueden hacer una propuesta de alta al médico de atención primaria que ha reconocido la baja por enfermedad y le da cinco días para que
conteste. En caso de silencio se entiende que el alta será efectiva.
En la reunión del plenario celebrada hoy también ha rechazado que el Ejecutivo pretenda suprimir toda actividad de las mutuas en materia de prevención y considera grave que se obligue a estas entidades a vender o cerrar las sociedades de prevención, antes de que finalice el 2014 sin tener en cuenta los efectos sobre los trabajadores de estas empresas y sobre los servicios de prevención que prestan.
Además, el CES defiende la extensión de la obligatoriedad de la prestación por cese de actividad a los autónomos y que sea gestionada por el SEPE.